Carsharing con hidrógeno

Múnich cuenta con el primer servicio de carsharing del mundo que solo usa vehículos con células de combustible de hidrógeno: “Bee Zero”.

En Múnich, los conductores con conciencia ecológica tienen una nueva alternativa: El primer servicio de carsharing que utiliza células de combustible de hidrógeno. La oferta es totalmente neutra en cuanto al CO2 puesto que el hidrógeno utilizado 
se genera en su totalidad aplicando métodos verdes. Tras el servicio “BeeZero” se 
halla el grupo tecnológico Linde Group.

www.the-linde-group.com