Las ciudades más inteligentes de Alemania

Donde los aparcamientos avisan cuando hay lugares libres y mapas muestran qué está sucediendo. ¡Bienvenido al laboratorio urbano!

Reutlingen, ciudad inteligente: ¿Dónde hay algo interesante? La aplicación “Smart City” lo muestra.
¿Dónde hay algo interesante? La aplicación “Smart City” lo muestra. dpa

Alemania. Calles informan sobre embotellamientos, cubos de basura envían un mensaje cuando están llenos y tiendas informan sobre ofertas especiales a transeúntes que se hallan cerca. ¿Una visión de futuro? No, ese es ya el nuevo mundo feliz en Reutlingen, una ciudad de 114.000 habitantes en el estado federado de Baden-Wurtemberg, en la que esos servicios son probados en el marco de un proyecto de investigación. Para ello es instalada en el centro de la ciudad una infraestructura de sensores. “La combinación de datos de esos sensores hace posibles servicios innovadores. El objetivo es mejorar la calidad de vida en nuestra ciudad”, dice Barbara Bosch, la alcaldesa mayor. De esa forma pueden ser orientados mejor los flujos de tráfico y los cubos de basura pueden vaciarse cuando están realmente llenos. Los ciudadanos se benefician, naturalmente, de esa oferta. El único requisito es haber bajado a un “smartphone” la aplicación correspondiente.

Las ciudades de Reutlingen y Chemnitz, en el estado federado de Sajonia, toman parte en el proyecto de investigación “Smart Urban Services”, del Ministerio Federal de Educación e Investigación. El proyecto es acompañado científicamente por el Instituto Fraunhofer de Economía Laboral y Organización (IAO), en Stuttgart y el Instituto de Ciencias del Trabajo y Gestión de Tecnología (IAT) de la Universidad de Stuttgart.

Los ciudadanos diseñan su ciudad

En el marco del proyecto en Chemnitz se fijaron otras prioridades: sensores Bluetooth en semáforos y la iluminación pública registran los movimientos en las calles. Un plano interactivo, que próximamente podrá ser visto en Internet, los interconecta con datos de eventos, mostrando así qué está sucediendo a cada momento en la ciudad. Además, a través de una aplicación, usuarios pueden evaluar, por ejemplo, el confort en la movilidad o realizar propuestas para la creación de estaciones de “carsharing”, aparcamientos para bicicletas o bancos en la vía pública.

En ambos proyectos, los municipios dan gran importancia a la protección de datos. Los datos recabados son anonimizados a varios niveles y no permiten sacar conclusiones sobre personas individuales.

Más información sobre el proyecto “Smart Urban Services

 

© www.deutschland.de