Más allá de las fronteras culturales

El Secretario General de la Comisión Alemana de la UNESCO explica cómo el concepto de Patrimonio Mundial contribuye a la comprensión y a la paz.

Catedral de Colonia: Patrimonio Cultural de la Humanidad
Catedral de Colonia: Patrimonio Cultural de la Humanidad sborisov/stock.adobe.com

Los 44 sitios del Patrimonio Mundial de la UNESCO en Alemania son una muestra transversal de la historia del país. Para Roland Bernecker, Secretario General de la Comisión Alemana de la UNESCO, el Patrimonio Mundial es algo aún más importante.

¿Qué criterios debe cumplir un monumento o sitio para ser reconocido como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO?

El primer requisito es que el Estado proponente haya firmado la Convención del Patrimonio Mundial de la UNESCO. El concepto de Patrimonio Mundial se basa en un tratado internacional de derecho internacional. Eso supone un alto compromiso político. Además de las diez categorías de sitios del patrimonio cultural y natural, existe un criterio básico para todos los sitios del Patrimonio Mundial: su valor universal excepcional.

¿Qué significa la declaración para el país?

Los sitios que son declarados patrimonio de la Humanidad atraen la atención de todo el mundo. El orgullo nacional por el patrimonio cultural se comparte con el resto del mundo. Esto constituye una contribución a la comprensión más allá de las fronteras culturales.

Alemania está en la lista de la UNESCO con muchos sitios. ¿Qué sitios más podría haber?

Iremos a las reuniones del Comité del Patrimonio Mundial en 2019 con tres propuestas. Dos de ellas son proyectos de cooperación transfronteriza: la "Montanregion Erzgebirge" junto con la República Checa y las "Fronteras del Imperio Romano" junto con Austria. El "Sistema de Gestión del Agua de Augsburgo" también está en la agenda.

Los sitios del Patrimonio Mundial contribuyen al entendimiento más allá de las fronteras culturales.

Roland Bernecker, Secretario General de la Comisión Alemana de la UNESCO

¿Cómo ve el futuro?

Vivimos en tiempos en los que decrece la voluntad de participar en la cooperación multilateral. El Patrimonio Mundial de la UNESCO es un excelente ejemplo de cómo la cooperación entre más de 190 Estados en el Foro de las Naciones Unidas puede crear algo que ningún Estado por sí solo puede alcanzar: conceptos viables para el desarrollo pacífico y sostenible.

Entrevista: Sabine Buchwald

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania?
Suscríbase aquí al boletín informativo