Tendencia hacia la traducción automática

Los ordenadores facilitan la traducción, pero no pueden hacer (aún) todo Entrevista a Philipp Köhn, pionero de la traducción automática

Alexander Heimann/Frankfurter Buchmesse

Philipp Köhn ha revolucionado con su investigación la traducción automática. Este alemán nacido en Baviera es profesor de informática en la Universidad de Edimburgo en Escocia y en la Universidad Johns Hopkins en Baltimore, Estados Unidos. Un diálogo sobre los progresos y obstáculos de la traducción automática

Sr. Prof. Köhn, quien hoy en día desea traducir automáticamente un texto en Internet, lo hace en general con una invención suya. ¿De qué innovación se trata exactamente?

Hemos cambiado de raíz el modelo de traducción automática. Antes se intentaba enseñar palabras y reglas gramaticales al ordenador, lo que resultó ser extremadamente difícil y poco exitoso. Nuestro método por el contrario traduce textos de forma estática en base a frases.

¿Qué significa eso?

El ordenador no traduce palabras sueltas sino frases enteras. Para esto el ordenador busca en inmensas cantidades de texto archivadas en varios idiomas, y calcula probabilidades del significado de palabras y frases. En principio hemos enseñado a la máquina a aprender de forma independiente. Las principales empresas en el campo de la traducción en Internet utilizan ya nuestro modelo, incluso Google Translator. Uno de los autores con los que describí en 2003 en detalle este método, dirige ahora el Machine Translation Group de Google.

¿Sirve la traducción automática para textos literarios?

Por ahora no, porque en los textos literarios se añaden elemento que no se encuentran en los manuales: estética lingüística y significado o alusión entrelíneas. Por lo general no tenemos la pretensión de sustituir al traductor humano. Nuestra intención es darles una herramienta útil de trabajo, que ayude tanto a profesionales como a cualquier persona que quiere entender básicamente el significado de un texto, sea por razones privadas o profesionales. Con esto atendemos a la creciente necesidad de información.

Su lengua materna es el alemán. Hoy vive en Escocia y en Estados Unidos ¿Cómo califica la calidad de las traducciones automáticas al alemán?

Lamentablemente es justamente el alemán uno de los pocos idiomas cuya traducción automática entraña aún muchos desafíos. Esto se debe a su muy compleja sintaxis. En esto se diferencia mucho de otros idiomas como el inglés y el francés. Pero por supuesto siempre queremos mejorar y estamos trabajando en un nuevo modelo de traducción.

Feria del Libro de Frankfurt, del 8 al 12 de octubre de 2014 en Fráncfort del Meno

www.buchmesse.de

© www.deutschland.de