En defensa de la libertad de prensa

Promover la libertad de los medios de comunicación en todo el mundo: esa es la misión de la Deutsche Welle Akademie. Su director, Carsten von Nahmen, explica por qué esto es tan importante.

Los periodistas necesitan apoyo, especialmente en zonas de crisis.
Los periodistas necesitan apoyo, especialmente en zonas de crisis. picture alliance / dpa

Sr. von Nahmen, ¿cuál es la misión de la Academia DW?
Nuestra tarea principal es la cooperación para el desarrollo en el área de la libertad de medios de comunicación y libertad de opinión. Así como la Sociedad para la Cooperación Internacional (Gesellschaft für internationale Zusammenarbeit ) perfora pozos y mejora el suministro de alimentos, nosotros intentamos impulsar sistemas de medios que funcionen bien o apoyar su creación. Deseamos promover la libertad de los medios y el periodismo independiente en todo el mundo. Con este fin, colaboramos con socios locales y analizamos la situación en el país: ¿dónde están los problemas, cuáles son los puntos de partida, con qué socios potenciales podemos cooperar? Prestamos especial atención a la sostenibilidad. No queremos crear sistemas que vuelvan a colapsar cuando salimos de nuevo del país.

¿En qué países opera la Academia?
Somos activos en unos 50 países, aunque solo en la mitad de ellos operamos con especial atención como países prioritarios. Por regla general, también tenemos nuestro propio personal in situ en todo momento. Ya sea gente que hemos enviado o personal local.

Carsten von Nahmen dirige la Deutsche Welle Akademie desde 2018.
Carsten von Nahmen dirige la Deutsche Welle Akademie desde 2018. DW/P. Böll

¿Cómo es su trabajo en estos países?
Tratamos de cubrir cinco campos de acción en particular. En primer lugar, la formación y capacitación de periodistas. Luego está el área relativamente nueva de los derechos digitales, que incluye la forma de abordar el ciberacoso y los derechos que tenemos o al menos deberíamos tener en la esfera digital. Esto conduce a la tercera área de actividad, es decir, la capacitación adicional en materia de información y competencia en medios de comunicación. Este campo se dirige más a los consumidores de los medios, especialmente a los jóvenes: ¿Cómo debo tratar la información? ¿Cómo reconozco las "noticias falsas"? ¿Cómo puedo participar de manera provechosa en debates críticos?

El cuarto campo se refiere a los modelos de negocio de organizaciones de medios. Junto con nuestros socios consideramos cómo se pueden desarrollar modelos de negocio que permitan a las empresas de medios operar de forma independiente, sin tener que depender de la ayuda estatal o de patrocinadores ricos.

Otra importante área en la que estamos activos es la cooperación con organizaciones de la sociedad civil. Esto permite crear redes que van más allá de la labor de los medios de comunicación, promoviendo el diálogo en la sociedad. ¿Cómo podemos resolver problemas o conflictos dentro de la sociedad y qué papel pueden desempeñar los medios de comunicación en ello?

¿Cuáles son los mayores problemas a los que se enfrentan actualmente los periodistas en todo el mundo?
En los últimos diez años, la libertad de prensa se ha deteriorado considerablemente en todo el mundo. Y no solo en países anteriormente gobernados de manera bastante autoritaria, sino también en países que creíamos firmemente anclados en el espectro liberal e ilustrado. Vemos esto en Estados como Brasil o Turquía, pero también en países como Estados Unidos o Hungría.

El fenómeno de las noticias falsas o "fake news" y las denuncias contra una supuesta "prensa mentirosa" desempeñan un papel muy importante. En muchos países los gobiernos crean realidades alternativas en las que opiniones o falsedades obvias se presentan como hechos. Todo lo que no encaja en este mundo imaginativo se oculta y se niega. Esto, por supuesto, dificulta enormemente el trabajo de los periodistas.

¿Cuál es el objetivo de su actual campaña "Medios y Corona - Fighting the infodemic"?
Es una reacción a la crisis del coronavirus y al hecho de que las noticias falsas ganan influencia especialmente en situaciones de crisis. Además de la epidemia de Corona, también vemos una pandemia de información falsa. Esto abarca desde las noticias falsas, hasta la curación de una enfermedad, pasando por la denuncia de presuntos culpables, como hemos experimentado por ejemplo en Ghana, donde personas no africanas han sido atacadas acusándolas de haber traído el virus al país".

Las noticias falsas son especialmente poderosas en situaciones de crisis.

Carsten von Nahmen, Deutsche Welle Akademie

Además, muchos de nuestros socios en la pandemia tuvieron que adaptar sus operaciones a las nuevas condiciones. La situación económica de las empresas de medios de comunicación se está deteriorando, la gente se está quedando sin empleo y ya no hay publicidad. ¿Cómo es posible enfrentar esto? ¿Cómo pueden subsistir los medios independientes de calidad?

¿Por qué es tan importante, especialmente ahora, que Alemania se comprometa a nivel mundial con una mayor competencia en materia de medios de comunicación y una actitud crítica en la alfabetización mediática?
Por un lado, los medios de comunicación locales protegen a la población de las noticias falsas y, por otro, difunden información relevante sobre la crisis actual. Los medios de comunicación regionales conocen la situación del país y tienen la credibilidad correspondiente. De este modo pueden llevar instrucciones de comportamiento vitales mucho mejor allí donde realmente se necesita.

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí a nuestro boletín.