Facilitar la ciudadanía

A las empresas alemanas les faltan trabajadores. Lee aquí qué planea el nuevo Gobierno para mejorar la situación.

Aeropuerto de Fráncfort del Meno: una puerta al mundo
Aeropuerto de Fráncfort del Meno: una puerta al mundo picture alliance / Daniel Kubirski

El SPD, los Verdes y el FDP forman el nuevo Gobierno de Alemania. Canciller federal, es decir, jefe de Gobierno, es el socialdemócrata Olaf Scholz. El Gobierno de coalición planea algunas innovaciones en la Ley de Inmigración, pero también en los procedimientos de concesión de asilo.

Inmigración

Alemania necesita más trabajadores, se lee en el acuerdo de coalición. Por tanto, además de las posibilidades existentes de inmigración para trabajar en Alemania, se va a abrir una segunda vía. Al igual que en Canadá o Australia, se creará una “tarjeta de oportunidades” con un sistema de puntos, que facilitará la entrada de personas a Alemania para trabajar. Aún no está claro cómo se implementará concretamente el sistema. El acuerdo de coalición también dice: “Abriremos en la legislación nacional la Tarjeta Azul a las profesiones no académicas”. También en ese caso, el requisito previo será una oferta de trabajo de una empresa alemana. Además, Alemania reconocerá más fácilmente las cualificaciones educativas y profesionales expedidas en otros países. Toda la información sobre este tema puede encontrarse en varios idiomas en Make it in Germany.

Los cuellos de botella de personal en las empresas alemanas están aumentando considerablemente, según informaciones del sector privado. Actualmente, son muchas las empresas que no pueden cubrir las vacantes con personal cualificado. Las asociaciones empresariales temen que la situación empeore en el futuro, si no se toman medidas.

Facilitar la naturalización

En el futuro, la naturalización será posible ya después de cinco años. En el caso de logros especiales en la integración al país, incluso después de tres años. Los niños nacidos en Alemania serán ciudadanos alemanes desde su nacimiento si sus padres han vivido en Alemania durante más de cinco años. Se van a suprimir las “prohibiciones de trabajo” para solicitantes de asilo que ya viven en Alemania.

Derecho de asilo

El nuevo Gobierno quiere facilitar también la reagrupación familiar, que planea ampliar a todos los refugiados reconocidos como tales. Los solicitantes de asilo rechazados con derecho a quedarse por razones humanitarias que aprendan alemán, se aseguren su propio sustento mediante trabajo y no cometan delitos no serán más deportados y tendrán nuevas posibilidades para adquirir la ciudadanía alemana.

La Oficina Federal de Migración y Refugiados recibirá soportes técnicos y humanos para poder acelerar los procedimientos de asilo. También se digitalizará y acelerará la expedición de visados. (Con material de dpa / DW)

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí a nuestro boletín.