“El cambio climático puede agravar los conflictos”

El clima y la seguridad es una cuestión que Alemania impulsa en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Y con buenas razones. Un experto explica las causalidades.

La sequía, como aquí en Kenia, amenaza los medios de vida de la población.
La sequía, como aquí en Kenia, amenaza los medios de vida de la población. picture alliance

El aumento de las temperaturas en todo el mundo está generando una escasez de recursos naturales. Especialmente en las regiones políticamente frágiles del mundo, el cambio climático se está convirtiendo así en un riesgo para la seguridad. Dennis Tänzler, del grupo de reflexión acerca del clima Berliner Klima-Thinktank adelphi, cita ejemplos.

Sr. Tänzler, ¿por qué el cambio climático es una amenaza para la seguridad?

Para nosotros en Alemania es algo habitual tener suficiente agua a disposición, poder acceder a alimentos sin riesgos para la seguridad o encontrar protección contra eventuales sucesos climáticos extremos. Pero muchas otras personas, especialmente en regiones conflictivas del mundo, están muy lejos de estas condiciones. Si su entorno vital también se ve afectado masivamente por el cambio climático, puede producirse una desestabilización social y política. Las consecuencias van desde la intensificación de los conflictos en la lucha por los recursos locales hasta posibles tensiones entre Estados. Por eso, el cambio climático puede amenazar los pilares fundamentales de la paz y la estabilidad.

Dennis Tänzler, experto en política climática
Dennis Tänzler, experto en política climática Sebastian Semmer - GPI

¿Podría citar algunos ejemplos?

En el norte de Kenia, por ejemplo, se observan conflictos inducidos por cuestiones climáticas. Allí, gran parte de la población vive de la ganadería nómada. Las consecuencias del cambio climático son la sequía y la inestabilidad. La escasez de recursos naturales se agrava y se intensifican las disputas con agricultores sedentarios por los pastos y los recursos hídricos. Así aumenta la voluntad de la gente de defender por la fuerza sus medios de vida, si ello es necesario. Las tensiones también pueden crecer en los cursos fluviales transfronterizos, como el Nilo o el Níger, en regiones que ya están marcadas por conflictos. La reducción del agua distribuible pone a prueba la conciliación de intereses cuidadosamente negociada entre países vecinos.

¿Por qué y cómo se compromete Alemania con la protección climática en regiones en crisis?

La política exterior alemana sobre el cambio climático ha contribuido a incluir los riesgos de seguridad del cambio climático en la agenda internacional. Alemania también ha hecho de esto una prioridad en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. Además, con vistas, por ejemplo, a la región del Lago Chad o al delta del Níger, se están estableciendo programas en determinadas regiones en conflicto para incrementar allí la resiliencia. Y esto no es posible sin cooperaciones internacionales. Las condiciones iniciales para estos programas son muy difíciles, pero su posible función como ancla de estabilidad en tiempos de cambio climático es extremamente importante.

Dennis Tänzler es Director de Política Climática Internacional del Berliner Thinktank adelphi, un grupo de reflexión que asesora al Gobierno alemán en temas relacionados con el clima, medio ambiente y desarrollo. Su tarea se centra en la política climática y energética, así como en la política exterior y de seguridad.

Entrevista: Klaus Lüber

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí al boletín informativo: