Contra el olvido

Encuentro en el lugar del horror: jóvenes de todo el mundo visitan Dachau, donde los nazis asesinaron a decenas de miles de personas.

Internationale Jugendbegegnung Dachau
Internationale Jugendbegegnung Dachau

Vienen de Argelia, El Salvador, Israel, Polonia y otros 20 países: unos 100 jóvenes acudieron al Encuentro Juvenil Internacional en Dachau, Baviera. Durante dos semanas analizan detenidamente el nacionalsocialismo y el Holocausto, participan en talleres y se reúnen con testigos de época. La idea es central es "recordar, encontrarse, comprender, conformar el futuro".

El Encuentro Juvenil Internacional existe desde 1983 y fue iniciado por jóvenes de la región. Un equipo internacional de asistentes voluntarios, muchos de los cuales fueron participantes en el pasado, acompaña a los visitantes. El sitio de Dachau no fue elegido al azar: en Dachau, los nazis crearon, en 1933, el primer campo de concentración. Allí murieron más de 40.000 personas.

¿Cómo experimentan los jóvenes los encuentros allí?

"Otras perspectivas sobre el Holocausto"

Ela Gorden, 17, Israel

"Cuando les conté a mis amigos que iría a Dachau, quedaron sorprendidos. No sabían que Dachau es una ciudad y no solo un antiguo campo de concentración. Yo tenía curiosidad. No sabía que me esperaba. Ahora puedo decir: lo bueno es que accedí a otras perspectivas sobre el Holocausto. Participé, por ejemplo, en un taller sobre homosexuales asesinados por los nazis. Eso me abrió los ojos con respecto a otras historias. También la presencia de otros jóvenes aquí. Me gustó poder haber conocido a muchos otros jóvenes y sus trasfondos. De los talleres y encuentros me llevo la enseñanza de que lo más importante es la comunicación. Y que se puede aprender de todos, si unos se abre a las perspectivas de los demás".  

Ela Gorden
Ela Gorden Internationale Jugendbegegnung Dachau

"No marginar nunca más"

Jesús Eduardo Calvillo García, 18, México

"Lo mejor de este encuentro de jóvenes son las reuniones con muchos testigos de época. Esos sobrevivientes me impresionaron mucho. Cuando se habla con ellos, no solo se aprende algo sobre la historia, sino que también se la experimenta de primera mano. Si se entiende el pasado, se entiende también el presente y puede conformarse el futuro. Por eso estoy aquí. En Dachau me quedó claro, entre otras cosas, que también nosotros marginamos a personas en nuestras sociedades. No queremos ayudar a todos. Quiero hacer algo para que eso cambie. Es fácil decir: a nosotros nos va bien, no tenemos que esforzarnos. En el caso de México digo: sí, tenemos que transformarnos en una sociedad mejor".

Jesús Eduardo Calvillo García
Jesús Eduardo Calvillo García Internationale Jugendbegegnung Dachau

"Transmitir las historias"

Tommaso Paolucci, 18, Italia

"Es la segunda vez que estoy aquí.  Porque quiero saber exactamente cómo puede impedirse que algo como el Holocausto pueda suceder nuevamente. Este año analizo particularmente la cuestión  de cómo podemos continuar con la cultura del recuerdo cuando ya no haya testigos de época. Para mí, el fundamento de toda memoria es no ver al Holocausto como algo que pertenece al pasado. No deberíamos huir y pensar que basta con saber que existió. Debemos tomar realmente conciencia de lo que sucedió. Y transmitir las historias de los sobrevivientes. El Encuentro Juvenil es ideal para ello. Aquí discutimos entre nosotros y sobre la política en nuestros respectivos países. Es apasionante escuchar qué relatan los otros jóvenes de sus países. Normalmente, solo se tiene la visión desde afuera. Creo que debemos escuchar atentamente qué dicen hoy nuestros políticos. Sería ingenuo pensar que hoy ya no puede existir una retórica como la de antes. Por eso estoy aquí. Quiero poder reconocer inmediatamente si algo se desarrolla en una dirección similar… e impedirlo"

Tommaso Paolucci
Tommaso Paolucci Internationale Jugendbegegnung Dachau