“Salir a descubrir el mundo, sencillamente no es posible”

¿Qué consecuencias tienen el confinamiento y el distanciamiento social para los niños? La psicóloga Elisabeth Raffauf tiene las respuestas.

Los niños sufren la falta de contacto con otros niños de su misma edad.
Los niños sufren la falta de contacto con otros niños de su misma edad. Aron M - Austria - stock.adobe.com

Sra. Raffauf, mantener distancia es la máxima prioridad en tiempos de la pandemia del coronavirus. Para los adultos es difícil, para los niños mucho más difícil. ¿Por qué?

Los niños están mucho más cerca de sus sentimientos que los adultos. Descubren el mundo a través de todos sus sentidos: ver, oír, pero también oler, saborear y tocar, empujarse cuando están enfadados, acurrucarse cuando están a gusto.

El distanciamiento social frena el desarrollo natural de los niños.

Elisabeth Raffauf, psicóloga

¿Cómo reaccionan los niños al tener durante semanas contacto solo con el círculo familiar más cercano?

Reaccionan de manera diferente. Todos son frenados en su desarrollo natural. Salir a descubrir el mundo, sencillamente no es posible. Los más pequeños no entienden por qué no pueden visitar a sus amigos o besar a su abuela. Se sienten muy inseguros. Los adolescentes quieren independizarse de sus padres y no pueden. Eso los hace infelices, están enojados, ansiosos o incluso tristes.

¿Cómo pueden los padres compensar los efectos del distanciamiento social?

Los padres pueden manifestar comprensión, decirles a los niños que entienden cuán difícil es todo. Eso les confirma a los niños que lo que perciben y sienten es correcto y está bien. El mundo no está bien en este momento, ellos sí lo están.

Es importante explicar una y otra vez la situación de manera apropiada a la respectiva edad del niño. Los padres y los hijos pueden considerar juntos cómo sacar el mejor provecho de la situación. ¿Cómo podemos estructurar nuestro día?, ¿dónde podemos encontrar apoyo y seguridad? También se puede soñar y hacer planes: cuando todo esto termine habrá una “fiesta de los abrazos”.

En Francia, Italia y España, las restricciones de salida fueron tan severas que incluso no se permitió a los niños salir de casa. ¿Qué efecto tiene eso?

Moverse afuera, separarse un poco de los miembros de la familia y ver algo más que las propias cuatro paredes es bueno para el equilibrio psíquico. Una gran parte de la vida cotidiana en países como España e Italia suele tener lugar afuera, la plaza es la sala de estar, las viviendas son más pequeñas. Para nosotros, en Alemania, lo más importante ahora es cuánto tiempo durarán las restricciones. Las restricciones a la libertad de movimiento y la exclusión tienen un efecto negativo si duran mucho. Una situación como esa puede ser compensada durante algunas semanas, si dura meses o años, afecta la autoestima.

Elisabeth Raffauf, psicóloga
Elisabeth Raffauf, psicóloga

Elisabeth Raffauf es psicóloga diplomada y jefa de grupo de un centro de asesoramiento educativo. Ha publicado varios libros sobre pubertad, educación sexual y niñas y jóvenes.

Entrevista: Sarah Kanning

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí a nuestro boletín.