Berlín, la capital de las start-ups

Aquí contamos tres historias de éxito y proporcionamos datos claves y enlaces que llevan al mundillo internacional de las start-ups de Berlín.

Espacio para nuevas ideas: un espacio de cotrabajo en Berlín.
Espacio para nuevas ideas: un espacio de cotrabajo en Berlín. Robert Schlesinger

Berlín inspira: en la ciudad existe el mayor número de start-ups en Alemania (17 por ciento del total), el mayor número de fundadoras (16,2 por ciento), la mayor internacionalidad (el 50 por ciento del personal proviene del extranjero) y el mayor volumen de capital externo (54 por ciento) en empresas emergentes en Alemania. Casi la mitad de las start-ups berlinesas están trabajando en modelos de negocio digitales. Aquí presentamos tres historias de éxito.

Omio: agencia de viajes en el smartphone

¿Es Omio el próximo unicornio de Berlín? Así se llama en el mundillo de las start-ups a empresas emergentes con un valor de mercado de mil millones de dólares. El portal "Gründerszene" describe la plataforma de viajes Omio como "una de las empresas tecnológicas más valiosas de Alemania". Se trata de una historia de éxito como sacada de un cuento de hadas. La idea se le ocurrió a Naren Shaam, de la India, cuando, durante un viaje por Europa constató que la búsqueda de conexiones de autobús, tren y avión baratas era muy engorrosa. Atraído por la buena reputación de Berlín como ciudad de las start-ups, fundó allí la suya y ahora es uno de los fundadores más exitosos de Alemania. Omio se llamó hasta hace poco GoEuro. Ahora, pasó a operar a escala mundial.

Freighthub: transporte digitalizado

Transportar mercancías por todo el mundo en contenedores, de forma sencilla, rápida y segura: tal la idea de la start-up Freighthub, fundada en 2016. A través de esa plataforma en línea, los clientes pueden realizar todas las formalidades: obtener ofertas, reservar transportes, asegurarlos, cumplir con las disposiciones de aduana, gestionar documentos y seguirle el rastro a sus contenedores en todo el mundo en tiempo real. Freighthub agrupa los servicios de 1.000 empresas de transporte marítimo y aéreo. Inversionistas han aportado desde entonces más de 23 millones de dólares. La start-up prospera y ya ha abierto oficinas en Hamburgo, Colonia y Hong Kong.

Relayr: conexión con la internet de las cosas

Ayuda para la transformación digital: tal el modelo de negocios de Relayr. Sus fundadores desarrollaron una plataforma para vincular las plantas industriales existentes con la internet de las cosas (IdC). Sensores registran permanentemente datos de máquinas, de modo que un eventual desgaste pueda detectarse y repararse a tiempo. Las empresas pueden así optimizar los procesos de producción y ahorrar costes. La idea tuvo éxito: el grupo de reaseguros Munich Re compró esa start-up, fundada en Berlín en 2013, por 300 millones de dólares.

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí al boletín informativo