Solidaridad en tiempos del coronavirus

Solidaridad en la crisis del coronavirus: Alemania acoge enfermos graves y envía ayuda a Italia.

París: desierta por la crisis del coronavirus.
París: desierta por la crisis del coronavirus. dpa

Covid-19, la neumonía causada por el coronavirus, se ensaña con Europa. La situación es especialmente dramática en Italia y España. Alemania contribuye con envíos de ayuda y acoge a pacientes graves de otros países. El 23 de marzo, Heiko Maas, el ministro alemán de Relaciones Exteriores, propuso activar también la cláusula de solidaridad de la UE de conformidad con el artículo 222: “Eso significa que la respuesta al coronavirus podría intensificarse con medidas muy concretas a nivel comunitario”, dijo Maas. Dentro de la UE se podría disponer así de capacidades materiales y de personal allí donde más se las necesita, agregó. Maas pidió a Josep Borrell, alto representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, que inicie rápidamente conversaciones sobre el tema.

Sajonia acoge a enfermos de Italia

En hospitales del estado federado alemán de Sajonia son atendidos actualmente varios pacientes de coronavirus de Italia. En Italia, muchos hospitales están tan sobrecargados de casos graves, que los médicos deben recurrir al sistema de “triaje” (evaluación de las prioridades de atención, privilegiando la posibilidad de supervivencia, de acuerdo con las necesidades terapéuticas y los recursos disponibles) para decidir qué paciente recibe una cama en la unidad de cuidados intensivos. Italia es el país del mundo con la mayor cantidad de muertes por el coronavirus registradas oficialmente.

Sajonia respondió a una solicitud de ayuda del Gobierno italiano. Sus hospitales han manifestado que tienen la capacidad para ello, dijo Michael Kretschmer, ministro-presidente de ese estado federado. Del tratamiento de los pacientes italianos puede concluirse cuál es la mejor manera de combatir el virus. Además, “es una muy importante señal de que también podemos ayudar a los demás”, dijo Kretschmer.

Pacientes de Francia

El fin de semana, varios estados federados alemanes cercanos a la frontera, concretamente el Sarre, Baden-Wurtemberg y Renania-Palatinado, se declararon dispuestos a admitir a pacientes de coronavirus franceses. “Es un sobreentendido para nosotros ayudar a nuestros vecinos y amigos franceses en esta situación extremadamente difícil”, dijo Frank Lambert, gerente de las clínicas Asklepios, en Renania-Palatinado. Las clínicas tienen 14 aparatos de respiración artificial y acogen inicialmente a dos pacientes de Estrasburgo gravemente enfermos de Covid-19. Suiza y Luxemburgo también quieren acoger pacientes.

Macron agradece la solidaridad europea

Emmanuel Macron, el presidente francés, agradeció el apoyo transfronterizo. “Muchas gracias a nuestros vecinos europeos. La solidaridad europea salva vidas”, escribió Macron en Twitter.

En Francia, el número de infecciones con coronavirus ha aumentado dramáticamente en particular en el departamento de Alto Rin y la región del Gran Este. Casi 2.000 personas son tratadas en hospitales, 480 de ellas en unidades de cuidados intensivos.

Envíos de ayuda a Italia

El 4 de marzo de 2020, el Gobierno alemán sometió a aprobación previa la exportación de equipos de protección y dispositivos médicos para la lucha contra el coronavirus. El objetivo fue evitar que el equipo de protección se vendiera, por razones económicas, a países que quisieran asegurarse un suministro sin estar todavía seriamente afectados por la enfermedad. Esa reglamentación se ha flexibilizado ahora con respecto a exportaciones a países de la UE a fin de “proteger la salud y la vida de seres humanos”. A mediados de marzo, Alemania envió siete toneladas de suministros de socorro, incluidos aparatos de respiración artificial, a Italia, uno de los países más afectados. Jens Spahn, el ministro alemán de Sanidad, subrayó que los europeos deben permanecer unidos, justamente en situaciones de crisis.

Roma sin turistas: una vista inusual.
Roma sin turistas: una vista inusual. dpa

Presidente de Italia: espero que Alemania se salve de sufrir

Sergio Mattarella, el presidente de Italia, agradeció la solidaridad y la ayuda de Alemania, por ejemplo, en forma de envío de productos médicos. Frank-Walter Steinmeier, el presidente federal de Alemania, había transmitido anteriormente la solidaridad y el apoyo de Alemania a Italia. Agregó que Alemania no se olvida de los muchos enfermos, los fallecidos y sus familias y el personal médico italiano. En este momento, agregó, esas personas hacen lo imposible para salvar vidas. Steinmeier saludó los envíos de ayuda de Alemania. “Ahora necesitamos un espíritu verdaderamente europeo de solidaridad humana y práctica y solo juntos podemos superar esta crisis sin precedentes”, agregó.

Con material de dpa
© www.deutschland.de