Por una mejor cría de animales

Para muchos alemanes, una alimentación sana y el bienestar de los animales van de la mano. Por eso, en las granjas son implementadas ahora nuevas formas de cría de animales.

Ganadería en una granja biológica
Ganadería en una granja biológica dpa

Cada vez más alemanes quieren que los animales de granja tengan una vida mejor y no sufran al ser sacrificados. A los consumidores les interesa cada vez más saber dónde han sido criados los animales cuya carne comen. Según el Informe sobre Nutrición 2018, el 79 por ciento de los consumidores apoya que el Gobierno cree una etiqueta para alimentos procedentes de granjas que cumplan con las normas de bienestar animal y está dispuestos a pagar un precio mayor por ese tipo de alimentos.

Un sello de bienestar animal

El Ministerio Federal de Alimentación y Agricultura (BMEL) desea informar en el futuro a los consumidores sobre las condiciones de cría, la salud animal y la duración del transporte de animales. Para ello distinguirá con una etiqueta de bienestar animal a las granjas que apliquen un correspondiente programa. Las granjas pueden mejorar las condiciones de vida de sus animales, por ejemplo, dándoles más espacio, manteniéndolos en establos con salida libre, usando pisos de paja u ofreciéndoles posibilidades de realizar actividades propias de la especie. La participación en el sistema de etiquetado será, sin embargo, voluntaria.

Las granjas que crían cerdos, pollos o pavos ya pueden participar en la Iniciativa pro Bienestar Animal (ITW), fundada por las asociaciones de las industrias agrícola y cárnica y el comercio minorista de alimentos. Críticos de la iniciativa dicen que los criterios están apenas por encima de la norma mínima legal y que sólo mejoran ligeramente la cría de animales.

Opciones a la matanza de pollitos machos

Cada año, más de 45.000 millones de pollitos son matados poco después de salir del huevo. Se trata de los "hermanos" de las gallinas ponedoras. Las iniciativas Bruderhahn ofrecen una alternativa: criar pollos de los que se aproveche la carne. Otra posibilidad es el mantenimiento de razas de doble propósito, que sirvan para la producción tanto de huevos como de carne, aunque el rendimiento sea menor.

Además, el Estado financia actualmente la investigación de métodos innovadores de determinación del sexo de los pollitos en el interior del huevo. Así podrá evitarse la matanza de pollitos machos después de su nacimiento, porque podrán ser separados antes. 

Iniciativa Vaca con Cuernos

En Alemania, usualmente los terneros son descornados algunas semanas después de su nacimiento. Algunas granjas biológicas demuestran que también es posible no descornar el ganado. Para ello solo es necesario invertir más tiempo, darles más atención a los animales y proporcionarles más espacio. 

BMEL: Más información sobre la cría de ganado en Alemania

© www.deutschland.de

 ¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí al boletín informative