Artículo 3: Igualdad ante la ley

Franziska Giffey, ministra de Familia: “Las mujeres pueden hacer todo. Es un hecho y una exigencia.”

Franziska Giffey, ministra federal de Familia de Alemania
Franziska Giffey, ministra federal de Familia de Alemania Photothek

Todas las personas son iguales ante la ley”, reza el artículo 3 de la Ley Fundamental (Constitución) de Alemania. Y: “El hombre y la mujer gozan de los mismos derechos”. Por esta segunda frase lucharon las cuatro “madres” de la Ley Fundamental. Otra mujer ayudó a que la frase adquiriera una gran importancia: Erna Scheffler, la primera jueza en la Corte Constitucional Federal de Alemania. En 1953 contribuyó decisivamente a que la Corte obligara a implementar, sobre la base del artículo 3, el principio básico de igualdad de derechos de mujeres y hombres en el matrimonio y la familia. También abolió el privilegio del marido de tener la última palabra en caso de diferencias de opinión.

Todas las personas son iguales ante la ley.

Ley Fundamental de la República Federal de Alemania, artículo 3

La consecuencia de esas decisiones fueron cambios en el derecho matrimonial, familiar y laboral, que mejoraron la vida de muchas mujeres. Derecho a voto tenían las mujeres ya desde 1919. Desde la década de los años 1970 podían también trabajar fuera de casa sin el consentimiento de sus maridos. Por último, en 1994, se añadió un segundo párrafo al artículo 3. Desde entonces, es tarea del Estado también garantizar la igualdad real de derechos de mujeres y hombres.

Todavía tenemos mucho trabajo por delante para lograr la igualdad de derechos en todos los ámbitos de la vida: el salario bruto de las mujeres es, en promedio, un 21%* menor que el de los hombres. Y en puestos de dirección hay menos mujeres que hombres. Además, en Alemania, el 40 por ciento de las mujeres ha sufrido violencia física o sexual. Me comprometo a cambiarlo.

*brecha salarial de género no ajustada

Todavía tenemos mucho trabajo por delante para lograr la igualdad de derechos en todos los ámbitos de la vida: el salario bruto de las mujeres es, en promedio, un 21% menor que el de los hombres. Y en puestos de dirección hay menos mujeres que hombres. Además, en Alemania, el 40 por ciento de las mujeres ha sufrido violencia física o sexual. Me comprometo a cambiarlo.

Trabajo por la igualdad real, para mujeres y hombres, en todos lados.

Franziska Giffey, ministra de Familia de Alemania

Yo digo: “Las mujeres pueden hacer todo. Es un hecho y simultáneamente una exigencia.” Para que las mujeres puedan hacer todo, las condiciones marco deben ser las adecuadas. Ese objetivo tienen la Ley sobre la Igualdad de Participación de Mujeres y Hombres en Puestos Directivos y la Ley de Transparencia en las Remuneraciones. Lucho contra la violencia contra las mujeres: en una mesa redonda que hemos creado junto con los estados federados y las autoridades locales quiero garantizar la financiación a largo plazo de los refugios para mujeres y los consultorios para mujeres que han sufrido violencia. Y me comprometo a mejorar las condiciones marco para las profesiones sociales: formación gratuita, subsidios para la formación, mejores salarios y mejores condiciones de trabajo. En el sector trabajan 5,7 millones de personas, el 80 por ciento son mujeres. Trabajan en guarderías, hospitales y centros de cuidados de enfermos y ancianos: son la argamasa que mantiene unido a nuestro país.

Como ministra federal de la Mujer quiero implementar el artículo 3, ni más ni menos. Trabajo por la igualdad real, para mujeres y hombres, en todos lados.
 

Ley Fundamental de la República Federal de Alemania, artículo 3
 

(1) Todas las personas son iguales ante la ley.

(2) El hombre y la mujer gozan de los mismos derechos. El Estado promoverá la realización efectiva de la igualdad de derechos de las mujeres y los hombres e impulsará la eliminación de las desventajas existentes.

(3) Nadie podrá ser perjudicado ni favorecido a causa de su sexo, su ascendencia, su raza, su idioma, su patria y su origen, sus creencias y sus concepciones religiosas o políticas. Nadie podrá ser perjudicado a causa de un impedimento físico o psíquico.

Aquí encuentra Ud. la Ley Fundamental de la República Federal de Alemania traducida al español

Franziska Giffey, ministra federal de Familia de Alemania
La Dra. Franziska Giffey es desde marzo de 2018 ministra federal de Familia, Tercera Edad, Mujer y Juventud. Anteriormente, la política del SPD fue alcaldesa del distrito de Berlín-Neukölln.

© www.deutschland.de

¿Desea recibir regularmente información sobre Alemania? Suscríbase aquí al boletín informativo: